TRANSLATE/TRADUCIR

Spanish Afrikaans Albanian Arabic Armenian Azerbaijani Basque Belarusian Bulgarian Catalan Chinese (Simplified) Chinese (Traditional) Croatian Czech Danish Dutch English Estonian Filipino Finnish French Galician Georgian German Greek Haitian Creole Hebrew Hindi Hungarian Icelandic Indonesian Irish Italian Japanese Korean Latvian Lithuanian Macedonian Malay Maltese Norwegian Persian Polish Portuguese Romanian Russian Serbian Slovak Slovenian Swahili Swedish Thai Turkish Ukrainian Urdu Vietnamese Welsh Yiddish

Frases con actitud positiva.

"Nuestras vidas empiezan al terminar el día que guardamos silencio sobre las cosas que importan." Martin Luther King Jr.
Buscar - Categorias
Buscar - Contactos
Buscar - Contenid
Buscar - Newsfeeds
Buscar - Weblinks
Buscar - K2

Harold Sherman Escribió sobre la Vida después de la muerte

Valora este artículo
(1 Voto)

 

Sobre Harold Sherman
(1898-1951)


Este pensador desarrolló su capacidad relacionada con la "naciente" Ciencia de la Mente en las primeras décadas del siglo XX, dejó una serie de Enseñanzas que siempre consideré destacadas y estructuradas para ser entendidas y llevadas a la práctica por quienes hubiéramos logrado pasar al tercer milenio. Esta vez ampliaré lo que en varios de mis escritos de Mundo Mejor señalé de manera resumida sobre Harold Sherman. Junto a otros, Sherman se ha distinguido por estimular la autosuperación mediante la emisión de correctos pensamientos y el conocimiento del verdadero Yo, el cual se logra por uno mismo y mirando hacia dentro de uno. 

Gradualmente su fueron consolidando en estos últimos cien años las bases que han permitido una mejor comprensión de la Milenaria Enseñanza que no era bien entendida hasta que se supo de la física cuántica, del genoma celular, del universo infinito, de la microdimensión, de la ingeniería genética... Ya muchos aceptan que la energía está dentro de nosotros mismos y...

-I-
Escribió sobre la Vida después de la muerte:


* Se diría que la barrera ordinaria que separa este mundo del otro, se rompe más y más, a medida que nuestras mentes se vuelven más receptivas a la posibilidad de semejante comunicación.

* Aquellos que han pasado más allá, tienen una gran ventaja sobre nosotros. Ellos saben que han sobrevivido a la muerte y que, a su debido tiempo, nosotros estamos destinados a reunirnos con ellos, de modo que pueden adaptarse a una separación temporal más fácilmente que nosotros.

* Más Allá los colores son siempre mucho más intensos que los de la Tierra.

* Los atisbos de la "postvida", según se narran fidedignamente hoy por tantos testigos, son lo suficientemente diferentes y a la vez poseen un fondo de semejanza, para indicar la variedad de aventuras espirituales que nos aguardan a todos y cada uno de nosotros, cuando llegue nuestro turno de experimentar el cambio llamado muerte.

* La religión siempre ha sido imprecisa en sus aseveraciones referentes a la naturaleza específica de toda vida futura... ¡Sin embargo, hoy la ciencia ha ampliado las fronteras de su conocimiento a un grado tan asombroso que en realidad está ofreciendo evidencia más concreta de la posible sobrevivencia del hombre que las mismas iglesias!

* ¡La vida ha sido organizada de tal manera por una Sabiduría Infinita que tiene la respuesta de su propio destino dentro de ella misma! Por lo tanto, usted y todos los humanos que sinceramente deseen saber, "cuando muera, ¿viviré otra vez?" Deben encontrar la respuesta dentro de de ustedes mismos como una experiencia personal... Esto requerirá un desarrollo de su propia mente y alma...

* La senda para este autodesarrollo no es fácil, como no es el logro de algunas cosas excesivamente valiosas en esta vida. Ahora que el camino le ha sido revelado, está preparado a perseverar para probarse a usted mismo que:

 

1. Usted es una parte de Dios, la gran inteligencia, en proceso de eterna evolución;
2. esta vida no es sino el principio de un desenvolvimiento interminable de su propio ser interior.


* La vida es una cuestión individual y nadie puede vivirla, experimentarla o interpretarla por usted.

* Cualquier Dios justo, digno de nuestro amor y respeto, no tendría favoritos entre los miembros individuales de su creación.

* Estoy convencido:

 

1. Que el hombre posee poderes superiores o espirituales de la mente que pueden desarrollarse por medio del esfuerzo consciente;
2. que el hombre posee alma, un yo, una identidad que sobrevive a la muerte;
3. que el hombre posee una forma espiritual, así como un cuerpo físico que ocupa esta alma al momento de morir;
4. que la próxima existencia es tan real y racional como ésta;
5. que nos llevaremos a la vida siguiente sólo aquello que hayamos desarrollado conscientemente en ésta; y
6. que en consideración a estos hechos, todo nuestro sistema de educación, pensamiento religioso, prácticas morales y diario vivir necesitan ser drásticamente cambiados para permitir el completo desarrollo del alma en preparación para la vida futura.


* Debería ser obvio para usted, desde un principio, que si la ciencia comprueba la supervivencia del hombre después de la muerte, sin tomar en cuenta fe religiosa alguna, esta poderosa verdad debería dar origen a una unificación de todas las religiones... Entonces el hombre avanzará como una criatura que posee libre albedrío y libre elección sino además un alma libre y liberada, al fin, de todos los falsos conceptos y temores relativos al castigo eterno.

* La libertad impone la responsabilidad individual de desarrollar su propia alma por medio del recto pensar y vivir.

* El desenvolvimiento espiritual y su comprensión es un asunto de desarrollo.

* Cristo sabía que el desarrollo de las cualidades del alma por medio de la forma recta de pensar y la adhesión a las leyes espirituales del Universo deben ser el objetivo primordial del hombre en la vida.

* Cristo dijo a uno de ellos: "Hoy estarás conmigo en el Paraíso" (Lucas 23-43). Una vez más este gran maestro estaba dando evidencia de su convicción de que había una condición después de la muerte a la que todos los humanos estaban destinados. Él había adquirido un conocimiento consciente de esta condición por medio de sus sentidos espirituales altamente desarrollados. Entonces fue capaz de afrontar la muerte sin temor, con la sublime fe basada en el conocimiento personal de que viviría otra vez en una condición de existencia más elevada, y que todos los seres humanos sobrevivirían de la misma manera, gravitando hasta aquel nivel de existencia que les otorgara el desarrollo de su alma. ¿Qué daría usted por poseer este mismo conocimiento interno y esta misma fe al enfrentarse a la muerte?

* La única limitación es aquella que el hombre mismo se pone por medio de la ignorancia y la falta de voluntad de aprender.

* Su alma habita no solo en su cuerpo físico sino también en su forma espiritual. Nunca puede ver su alma, pero puede sentirla e intuir su presencia como la misma esencia de esa conciencia que le dice "yo soy yo". Sin su alma no tendría conciencia individual, ni conocimiento de ser, ni forma, ni existencia. Su alma es el verdadero usted y a causa de ello tiene identidad, individualidad, personalidad, inteligencia esencial y ego... La forma física que ocupa su alma sobre la Tierra no es usted. Usted únicamente está destinado a usar este instrumento corporal durante unos pocos años. Es entonces que este "yo soy yo" partirá en el cuerpo espiritual, que, hasta el momento de la muerte, ha permanecido invisible y magnéticamente unido a su forma física.

* Deténgase en este momento y escuche la voz de su propia alma. ¿Qué le está diciendo? Interminable, continua y positivamente, "yo soy yo", la misma declaración de inmortalidad una y otra vez, la confirmación eterna de su ser como una parte evolutiva de dios.

* "El Canto de la Vida" del Bhagavad-Gita da esta inspirada interpretación de "yo soy yo":

 

Nunca el Espíritu nació
Nunca el Espíritu dejará de ser;
Nunca hubo Tiempo, no lo hubo,
El Principio y el Fin son sueños.

Sin principio ni muerte e incambiable
Permanece el Espíritu para siempre,
La Muerte no la ha cambiado en lo absoluto,
Aunque la muerte su casa parece.


* Debe aceptar el hecho de su existencia aquí como algo que ocurre de acuerdo con un proyecto y pauta creadora de una naturaleza tan colosal como para ser concebible por nosotros quienes solo vemos la superficie de una alfombra de la vida tejida por fuerzas inteligentes invisibles.

* Su alma, a causa de que es una parte de Dios, la gran inteligencia, tiene acceso a la inteligencia misma, pero usted no puede interpretar el conocimiento a menos que éste le llegue en la forma de experiencia; por esta razón es posible que su alma tenga sabiduría sempiterna, la cual permanecerá inaccesible e irreconocible para usted hasta que alcance la suficiente madurez espiritual para comprenderla y utilizarla... Esta sabiduría usualmente llega a la conciencia en momentos de meditación o concentración, apareciendo como destellos intuitivos.

* El poder creador existe en todos los niveles de la vida humana física, mental y espiritual.

* Un día se descubrirá que el pensamiento posee una estructura y sustancia de una cualidad magnética tan refinada que no puede ser registrada por nuestros aparatos más sensitivos de la actualidad. La ciencia ya ha establecido, por medio del electroencefalógrafo, que el cerebro emite andas las cuales varían de acuerdo con la naturaleza de los pensamientos y las reacciones emocionales del individuo: Pero debe señalarse que éstas son ondas cerebrales físicas y no ondas de pensamiento. Todo lo que la ciencia está registrando es el efecto de la acción del pensamiento sobre el instrumento cerebral, a través del cual se manifiesta el pensamiento.

* El verdadero lenguaje del alma se expresa en sentimientos, no en palabras. Es usted quien interpreta estos sentimientos con palabras.

* Usted debería darse cuenta de que está desarrollando su alma por la naturaleza de sus pensamientos y actos sobre esta Tierra.

* Recuerde, que como criatura con libre voluntad y libre elección, nunca se le puede obligar a que escoja el sendero cuesta arriba del perfeccionamiento del alma.

* Estoy convencido que hemos vivido antes; que siempre hemos existido en alguna forma, quizá solo como una idea en la incomprensible mente de Dios, el gran Creador.

* Creo que nosotros, como criaturas humanas, hemos pasado por incontables grados de vida hasta llegar a una personificación en este maravilloso organismo electroquímico que capacita a la inteligencia que poseemos, y se ha desarrollado por medio de indescriptibles experiencias pasadas, manifestándose en este plano de ser.

* Incluso, el más bajo de los hombres en ocasiones siente el llamado del infinito -la invitación siempre presente para buscar la mejoría individual- para levantarse del fango de su propia humanidad y encontrar una mejor forma de vida.

* No es el fracaso lo que cuenta mucho, es la forma en que ha reaccionado ante él y el valor que debería haber sacado de él. Solo por medio de las pruebas de la experiencia puede llegar a conocer sus fuerzas y debilidades. No hay sustituto para el logro de este conocimiento.

* La memoria le ha sido dada al hombre como un atributo del alma, para que pueda aprender a sacar provecho de sus experiencias. Su habilidad para recordar un error que ha cometido al afrontar una situación de la vida, le permite, si es que ha desarrollado suficiente resolución, corregir este error. Sin memoria sería completamente incapaz de vencer su debilidad o de mejorarse en alguna forma.

* Cada deseo que proyecta en su mente hace que su poder creativo empiece a trabajar para que se realice este deseo en su vida exterior. En realidad hay fuerzas magnéticas misteriosas y maravillosas en su consciente que, una vez activadas por sus deseos, comienzan a atraer las condiciones, circunstancias y gentes que usted necesita para realizar en su vida lo que ha imaginado.

* Podrá ver, al lograr un entendimiento de las leyes universales detrás de su propio ser, que en realidad usted es quien está creando el mundo en que vive. El mundo, por lo tanto,no puede cambiar hasta que usted cambie.

* La mayor experiencia que podemos tener en esta vida es descubrir nuestra verdadera relación con Dios. Este descubrimiento no puede ser realizado para nosotros; debe ser realizado por nosotros.

* Qué serenos y confiados, con la cabeza levantada, se encuentran aquellos que han llegado a saber que un algo superior y más puro vive dentro, y que a pesar de lo penoso que experimenten la vida, su armonía con este poder superior puede y ha de sacarlos adelante.

* Es trágicamente cierto que millones de humanos en el mundo actual, acosados por el hambre, la pobreza, la inquietud política y económica, ya toda clase de privaciones, están viviendo o existiendo bajo condiciones que difícilmente conducen a un real crecimiento del alma. Muchos de estos angustiados y torturados humanos están tan llenos de odio, resentimiento, temor, desesperación, enfermedad, hastío y los agobia tanto la fatigada lucha simplemente para vivir día tras día, que muy poca luz penetra a sus desnutridas almas: Este es el gran crimen contra el género humano, negarle por medio de la esclavitud del hombre por el hombre, el derecho que tiene cada individuo que nace libre, de tener la oportunidad de desarrollar su alma.

* El hombre ha buscado a Dios en todas partes excepto dentro de su propio ser.

* En muchos casos, los que han tratado de revelar las verdades eternas, sentidas y comprendidas por su almas desarrolladas, ha sufrido el ridículo, la condena e incluso la muerte de parte de una multitud carente de comprensión. Pero aún así, estos individuos iluminados han persistido, como si fueran enviados a dar voces valerosas a sus convicciones ante una humanidad que se mofa. Y a través de los tiempos, estos pioneros del pensamiento, como el incesante caer de gotas de agua, han desgastado las poderosas piedras de la ignorancia, la superstición y la persecución hasta que el desarrollo de la verdad está, al fin, empezando a penetrar en los corazones más duros.

* Debido a que está en el jardín infantil de la vida, no ha desarrollado los poderes internos de su mente lo suficiente como para saber, con certeza, que sobrevive a la muerte. La parte del hombre que no muere, ha estado tratando de decirle a la parte física del hombre que con la muerte no termina toda.

* Para lograr un conocimiento real y profundo de la naturaleza y condición de la vida después de la muerte, debe separarse de su cuerpo y fijar sus pensamientos en su propia alma.

* El hombre llegará a descubrir y a utilizar los enormes poderes espirituales que posee dentro de sí mismo, pero solo a través de su autodesarrollo.

* Con toda la autoridad de la Iglesia en sus declaraciones de la vida futura, nunca ha intentado ni ha sido capaz de localizar el cielo en el tiempo y el espacio.

* Cada individuo puede llevarse a la siguiente vida únicamente las cualidades espirituales que ha edificado para sí mismo aquí... Cada uno debería estar interesado, entonces, en tratar de lograr su propia perfección en vez de tratar de dominar o imitar a los otros.

* La muerte es un medio por el cual el alma del hombre en desarrollo adquiere nuevas formas al evolucionar a planos superiores de ser, formas que poseen los elementos necesarios que se requieren en cada nuevo plano. Por lo tanto, la muerte en este planeta no será la única muerte que usted experimente.

Comentario:
La vida es una lección.
No nos lamentemos de nuestros errores;
gastemos nuestras energías en corregirlos.
Jack Schwarz

Como lo da a entender Sherman estamos dotados para darnos cuenta de nuestros errores y corregirlos. Él, en este tema relacionado con el Más Allá, centra su análisis en el alma que se desarrolla en la medida de cada vivencia positiva lograda en la encarnación y, en especial por la mejor forma de pensar que cada uno como ser humano vaya logrando vida a vida sabiendo sxin miedo que nada de lo negativo de este plano puede tocar o afectar nuestra alma que vibra por sobre lo denso siendo para ella nuestra negativa manera de pensar un inexistente en cuanto no vibra con ello. Esto, entre tantos otros factores, anula los absurdos dogmas del pecado original estigmatizador y el del castigo eterno, mito creado para tener al rebaño dócil bajo su mando y guía humanamente interesada.

El alma no es inmortal y al así decirlo Sherman en algún párrafo la confunde con nuestro espíritu que sí es inmortal, por ser el alma un cuerpo de vida creado por el espíritu para lograr él crecer y evolucionar en los planos de quinta, cuarta y tercera dimensión. El alma para establecer contacto con el cuerpo y la materia crea la mente que es su vehículo o cuerpo intermediario. Nacer representa un dormir del alma y la muerte física es su despertar. En ese despertar el alma evalúa lo positivo logrado en la vida, lo desarrolla en su grupo de trabajo, lo disfruta, crece en ello y, una vez que nuevos atributos latentes del alma necesitan ser manifestados, prepara la nueva encarnación en la que nada queda al azar. Son seleccionados los padres, el óvulo, el espermio, la fecha de concepción y otras variables que nos permiten nacer dotados para cumplir en esta vida la misión programada por uno como alma... Es decir se nace como uno decidió nacer y con una lógica razón evolutiva para ello.

En mi primer libro "La Respuesta es:" dejé esta referencia a ese vehículo o cuerpo nuestro llamado alma:

4. ALMA...MUNDO CAUSAL...MUNDO REAL 

La quinta dimensión es la región más elevada, que por medio del alma, en forma directa nos rige mediante el discernimiento. El alma sólo recibe lo positivo de la vida y ello la hace crecer. Mientras la mente se encarga de adquirir los conocimientos del mundo exterior al que está unida por los sentidos a través del cerebro, el alma sólo analiza la esencia de las cosas. La mente con sus atributos de memoria, atención, razonamiento, imaginación o visualización, puede estudiar en forma separada los detalles de las cosas que recibe por los sentidos gracias al cerebro, quien en sus microtúbulos que rodean los axones de las neuronas tiene las zonas encargadas de los saltos cuánticos desde y hacia la mente. La mente integra la información recibida en una rayo unificado que mediante salto cuántico lo hace pasar al alma, la cual recibe tan solo el reflejo positivo de la vida y lo incorpora a su desarrollo y crecimiento. El alma sólo puede crecer mediante las adecuadas vivencias de las encarnaciones. El MAL no afecta a un alma dado que en su sutil plano lo denso no llega ni puede vibrar, pero el mal impide el reflejo del bien que es quien activa al alma, que encarna una y otra vez hasta que la mente finaliza su despertar. 

Una cosa es cierta e indesmentible al momento de nacer, hemos de morir. El enigma de la muerte atormenta a muchos por la inseguridad en un Más Allá y crea conflictos psicológicos con pensamientos negativos, freno en la evolución y búsqueda de "verdades" baratas que los tranquilicen dándole seguro pasaje hacia la otra vida u orilla. Vemos una clara y precisa explicación sobre la muerte: Al morir deja el alma de dar la chispa de vida que la unía al cuerpo. Los tejidos, células y moléculas pierden su coherencia y se desintegran. Se produce el despertar en el mundo astral en el plano correspondiente al nivel vibratorio alcanzado en la vida terrenal. Seguimos siendo los mismos pero usando ese cuerpo en forma natural. Lo primero es el encuentro con un Ser de Luz que da la pasada hacia la otra orilla y ayuda en el completo análisis de la vida evaluando lo que se cumplió y lo que faltó por realizar. NO ES UN JUICIO, es un autoanálisis hecho en una realidad más sutil. Los que llegan al astral inferior les cuesta aceptar la muerte y siguen rondando por el mundo. Finalizado el período de análisis el alma se desprende del cuerpo astral y pasa a vivir en el reino de la mente. Allí se vive un largo y placentero período de estudio en base a los recuerdos positivos de la encarnación. Se asimilan las positivas experiencias, se comparten con las del grupo de trabajo, condicionando lo estudiado en el grupo las características para la próxima encarnación. Agotadas las energías aspirativas el alma se desprende de la mente y allí despierta en su realidad, como despertamos nosotros después de dormir. No desaparece el alma. Revive todas las positivas experiencias de sus vidas y crece. Una vez agotadas las experiencias que el alma debe analizar e incorporar en sí misma, como aún no ha desarrollado todos sus atributos, desea tener nuevas experiencias que le permitan lograr manifestar otros atributos para evolucionar. Se inicia el proceso de una nueva encarnación, ajustada a la Ley de Karma en la que las acciones de la vida pasada ajustan la nueva vida futura, siempre en un nivel más avanzado. Con la unidad mental que ha permanecido y los elementos del mundo mental da forma a una nueva mente y la incorpora en el feto adecuado a las características que escogió con el fin de crecer. Es decir somos lo que somos porque así nosotros mismos lo programamos en el plano del alma. No aceptarlo frena la evolución. Terminado el ciclo humano de vidas, viene el ciclo de vidas en el astral, luego el mental, hasta que el alma se desarrolla completamente, entonces se deja de ser alma.

 

En ese mismo tratado sobre el real cuerpo base de lo que somos expuse:
 

1. ESPÍRITU...MUNDO DE LOS ESPÍRITUS 
Desde que emanó el espíritu desde lo Inmanifestado en DIOS, a lo manifestado en DIOS, como un Ser infinitamente pequeño dotado de infinitos atributos y potencialidades, permanece nuestro espíritu como actor y espectador en la región más sutil, la séptima dimensión, la de las partículas más finas y de mayor velocidad y fuerza de vibración. Es la zona de la supra luz en la que quienes viajan por ella lo hacen a la velocidad del pensamiento. Es decir, no hay tiempo, no hay espacio, no hay límites y están, por decirlo de alguna manera, al lado de DIOS. Él, nuestro espíritu individual, nos relaciona con el Universo en sus diferentes planos de vibración, hace llegar la fuerza de vida a sus cuerpos atma y buddhi, quienes cual transformador la densifican para que llegue al alma. El alma crea la mente y pone esa mente en un embrión o feto, pasando a regir su vida con su energía que cuánticamente la hace llegar a la mente, la mente mediante salto cuántico la hace pasar al cerebro que la distribuye por el organismo llegando a cada célula, permitiéndoles vivir. Los sentidos captan el mundo exterior. Cada sentido hace llegar la información al cerebro que la almacena en sus archivos situados en las circunvoluciones y surcos de la corteza cerebral. Desde allí, misteriosamente, mediante salto cuántico la información llega a la mente que la procesa. Sólo lo positivo es transferido en un rayo de Conocimiento hacia el alma. que recibe esa información, la asimila, la procesa y la asciende hacia buddhi y atma, llegando entonces al espíritu, su destinatario final en un ciclo que se inició en él mismo. Crece a cada instante el espíritu con la información recibida hasta que, algún día, plenamente desarrollado e infinitamente grande, por haber manifestado en los diferentes mundos todos sus atributos, retornará a DIOS en lo Inmanifestado de ÉL. Se regresa entonces a nuestro arquetipo, al hogar. Allí no se pierde la individualidad. Todo el Conocimiento adquirido es integrado por un espíritu renovado que ya no es tal, pues ahora pasa a ser un Logos. Se emana de DIOS una vez más, pero no como chispa divina sino que como un rayo divino, iniciando el trabajo en la organización de Universos en lo infinito de la Creación Manifestada por la Ideación de DIOS. El Logos plasma la NADA en su aparente vacío, y le da la energía a la forma para que surja un Universo en un nuevo ciclo en el que jóvenes chispas divinas llamadas espíritu iniciarán su evolución. 

Para que la Inmanfestada Realidad Primaria pueda manifestarse crea la materia prima con la cual los espíritus dan forma a sus vehículos o cuerpos que les permiten evolucionar, expresando esa Realidad mediante sus vehículos y el desarrollo de sus potencialidades. Los Logos se sirven en lo manifestado de tres energías con el fin de realizar su obra. Ellas se llaman Fohat, Prana y Kundalini. Fohat es la energía que utiliza el Primer Logos, energía llamada por algunos "Electricidad Cósmica", es un instrumento de creación de las materias primas para el universo manifestado y tiene relación con el génesis de los átomos y sus partículas de los diferentes planos dimensionales. Prana o "fuerza vital" es el instrumento energético del Segundo Logos, permite que la materia prima creada por el Tercer Logos mediante Kundalini o "fuego serpentino" pueda convertirse en vehículos vivientes que llevan inherentes la capacidad de crecimiento y reproducción. Prana vitaliza el cuerpo físico y sirve como instrumento para convertir vibraciones físicas como luz y sonido en sensaciones de índole mental que proveen de materia prima para el funcionamiento y desarrollo de la mente. Es por medio de Prana que el alma se expresa a través de la mente. En nosotros Prana es el divino aliento o principio vital en todos los niveles de conciencia como los de la acción, sentimiento y pensamiento. En lo físico Kundalini representa la latente energía nerviosa que cual serpiente enroscada duerme en la base de la columna vertebral y que tiene que desenroscarse y ascender hasta la parte alta cerebral, despertando al hacerlo latentes potencialidades que todos tenemos y  las facultades mentales más elevadas. 

Estas tres fuerzas o energías rigen todo lo manifestado. Se ajustan a la Ley de Polaridad ya que en su exteriorización desde lo Inmanifestado en DIOS son el extremo más sutil de las mismas y en nuestra actual vida equivalen al otro extremo, el más denso. Cada una sigue un rayo de doble vía; descendente y ascendente, con una transformación o transmutación hacia y desde los distintos planos, estableciendo una unidad entre lo vibratoriamente más sutil con lo vibratoriamente más denso. La Fuerza que cada una representa es unitaria, siendo su vibrato el que varía y le permite actuar en todas las dimensiones. Cada punto de unión entre un plano más sutil con el más denso equivale a un transformador energético que mediante salto cuántico permite a la energía actuar de manera unitaria entre diferentes niveles de vibración. 

Actualmente somos un Ser septenario en el que nuestra Alma es el intermediario entre la Triada Superior de Espíritu - Atma - Buddhi y la Triada Inferior de Mente - Astral - Físico. Este Septenario corresponde a uno solo, el Espíritu, y como entes físicos somos regidos por el alma que a su vez es regida por el espíritu. En síntesis, somos espíritus emanados de DIOS en etapa de evolución, crecimiento y desarrollo, pasando uno a uno por los diferentes planos de lo Manifestado. Al dejar el plano físico por haber agotado el alma las experiencias que de él debía adquirir, reencarnaremos en el mundo astral y después en el mental. La meta es volver plenamente desarrollados como espíritu a DIOS, nuestro origen increado.

 

-II-
Analizó cómo se escogieron los libros testamentarios:


                La religión está hoy en peligro de destruir su función y utilidad espiritual al asirse a una forma de credo tan pasada de moda como la creencia de que la tierra era cuadrada. Una vez que la religión haya tenido el valor de echar a la basura estas formas y unirse en una hermandad común con la creencia básica en un solo Dios, Padre de todo, y dejando la responsabilidad de la salvación en el desarrollo del individuo, entonces habrá puesto en libertad tal cantidad de verdad espiritual como para producir cambios en el ser mental y espiritual del hombre, comparables con los grandes cambios que se han producido por medio del estímulo proporcionado por las nuevas formas del automóvil, la radio y el aeroplano. 
                Entonces sabrá el hombre que lleva dentro cualidades que una vez desarrolladas, son merecedoras de sobrevivir. En la actualidad, millones de personas están encadenados y mantenidos en cautiverio espiritual por formas religiosas antiguas y pasadas de moda. Aún están pregonando que "la religión antigua es buena para mí"; ¿pero comprenden ellos sobre qué está basada esta religión antigua? 
            ¿Saben, por ejemplo, cómo se escogieron originalmente los libros actuales de la Sagrada Biblia, considerados como la palabra inspirada de Dios? Toda persona con inclinaciones espirituales en la actualidad debería estar enterada de esta situación para que pudiera evaluar adecuadamente el contenido de la Biblia en su búsqueda de la verdad.                                                                                     
          Los libros que formaron el Antiguo Testamento vinieron de manuscritos originalmente escritos por diferentes autores judíos y egipcios. Cada libro contiene el nombre de su narrador (excepto el Génesis, reyes, Crónicas, Onás y una parte de los Salmos).
             Estos manuscritos originalmente fueron hechos en corteza de árbol o en rocas blandas, y se escribieron muchos más manuscritos de los que se han conservado. Esto también sucedió con los manuscritos que forman el Nuevo Testamento, que fueron elaborados y preservados de manera análoga, y tardaron en compilarlos cerca de trescientos años después que Cristo vivió.
             Por el año 325 d.C. un gran número de escritos se habían reunido. incluyendo cerca de cincuenta evangelios o libros que hablaban de Cristo y los apóstoles, junto con otros hechos sagrados e históricos. A causa de su naturaleza conflictiva y por diferentes puntos de vista, su existencia causó muchos desacuerdos entre los guías espirituales de aquel entonces.
             Por lo tanto, por órdenes de Constantino (el emperador de Roma), dos mil cuarenta y ocho obispos se reunieron en Niza para debatir, discutir y seleccionar, por acuerdo común, aquellos libros que a su juicio, constituyeron "la autorizada palabra de Dios". 
             Debe recordarse que estos obispos eran seres humanos ordinarios y carentes de inspiración, que poseían fuertes convicciones personales, prejuicios y creencias en ciertas doctrinas peculiares, y cada uno estaba deseoso de lograr que su propio concepto predeterminado prevaleciera.
             Tan elocuentes eran al pregonar sus creencias y preferencias y tan violentos sus argumentos que finalmente Constantino se vio obligado a intervenir como árbitro y negar el derecho a setecientos treinta obispos de opinar en la decisión de qué libros eran o no la "palabra de Dios". Esto los redujo a solo mil trescientos dieciocho, que estaban generalmente de acuerdo con las preconcebidas ideas del Emperador Constantino.
             Sabino, el obispo de Heracles, al describir a estos hombres, ha dicho que con excepción del mismo Constantino y Eusebio Pánfilo, eran un grupo de criaturas simples y analfabetas que no entendían nada. Como una evidencia de lo carente de mentalidad de este grupo de obispos, Papus refiere que "habiendo puesto todos los libros que habían sido enviados al concilio para que determinara bajo la mesa de comunión de la Iglesia, rogaron al Señor que las escrituras inspiradas quedaran sobre la mesa, mientras que las falsas quedaran abajo de ésta. La leyenda dice que "sucedió de acuerdo a lo pedido".
             Sin embargo, en la actualidad, ningún ser inteligente acepta tal historia como cierta. Pero tenemos suficiente conocimiento de la naturaleza de este cónclave de obispos y las órdenes de Constantino para saber cómo fueron escogidos los libros de nuestra Biblia actual. Consecuentemente nos preguntamos si muchos de los libros destruidos no podrían haber contenido más elementos de verdad.
             De unos cincuenta evangelios entonces existentes, estos obispos decidieron que solo aquellos de Mateo, Marcos, Lucas y Juan eran dignos de ser conservados. Rechazaron por completo los libros de Santiago, Judas, y el Apocalipsis. Cuando se llegó a esta decisión, Constantino se levantó y solemnemente declaró que tal decisión debía ser considerada como sancionada por la voluntad divina, y los libros, en la forma que habían sido seleccionados, en lo futuro deberían ser considerados implícitamente como la "palabra de Dios". Entonces ordenó que los manuscritos rechazados fueran quemados.
             En el caso de las escrituras de Arrio, Constantino promulgó un edicto decretando que todas sus obras deberían ser quemadas y de cualquier persona que ocultara algún escrito hecho de él, que no lo mostrara y lo quemara, sería castigada con la muerte.
             Como Constantino tenía tal poder como para imponer su voluntad, todos los obispos, fueran o no inteligentes, vivían con el temor de ser considerados herejes, de ser calumniados, denigrados, odiados, anatematizados, excomulgados, encarcelados, desterrados, multados, arruinados o muertos por hambre si rehusaban someterse. ¡En tales condiciones se supone que presidió el Espíritu Santo!
             No fue sino hasta el año 633 d.C. cuando los libros de santiago, Judas y las Revelaciones de San Juan fueron admitidas en el canon en el concilio de Toledo. Hubo frecuentes concilios, anteriores a este, en los que fueron anuladas decisiones anteriores y se establecieron nuevas proposiciones, que produjeron modificaciones en la forma de la Biblia, así como en el número de libros que se consideraba la componían. En el Concilio de Toledo, el Nuevo y el Viejo Testamento quedaron formados en una manera muy similar a la que ahora tienen.
             Esto no significa que la Biblia, formada así, fuera ampliamente leída en esa época, ya que no fue sino hasta el siglo XIV cuando fue hecha la primera versión en inglés. En realidad, si no hubiera sido por el progreso del arte de la impresión en los siglos catorce y quince, es probable que la Biblia hubiera quedado en el olvido.
             Sin embargo, la imprenta permitió a los padres de la Iglesia Católica Romana, quienes habían conservado estos manuscritos acreditados bajo su posesión, hacer circular copias de la Biblia y de esta forma establecer sus doctrinas, anunciándose a sí mismos como los poseedores de la autoridad para hacerlo. En siglos posteriores surgió la Reforma de Lutero y Calvino y serias divisiones de la interpretación de la Biblia que han dado como resultado las varias denominaciones protestantes de la actualidad. Esta es suficiente historia religiosa para indicarle el origen del contenido de la Santa Biblia y permitirle juzgar qué tan espiritualmente inspirada, si lo es, fue su composición original.
             ¿Por qué, entonces, debe la Iglesia intentar mantener a la humanidad en la ignorancia de su historia?  ¿No sería mucho mejor confesar francamente cómo surgieron a la existencia sus primeros conceptos espirituales y escritos históricos? Al hacer esto, ¿no se pondría entonces el énfasis donde debe ser: sobre la oportunidad del hombre para evolucionar su alma inmortal por medio del desarrollo de los poderes creativos y espirituales otorgados por Dios y que se encuentran dentro de su propio ser?
             Si el hombre posee un alma digna de sobrevivir, entonces debería ser obvio que esto no se debe a la religión a la cual pertenece, sino a lo que él ha llegado a ser, fundamentalmente en su naturaleza espiritual interior.... Es el punto de vista de Dios, no el del hombre, el que necesitamos estudiar.

Comentario:
No debemos intentar dar una interpretación
definitiva a todas estas cuestiones bíblicas
que aún no comprendemos. Ya llegará un momento
en que serán más inteligibles.
Friedrich Oetinger (1770)

Los cristianos tendrán que tener una mejor apariencia de redimidos,
para que yo pueda creer en un Redentor.
Friederich Wilhelm Nietzsche

Hay otros argumentos dignos de ser considerados además de los expuestos por Sherman, ante ellos cabe la pregunta: ¿Es justo, por cuidar algún dogma humano mantener un error, a sabiendas que es error, o es preferible revelar la Verdad que se tiene aunque ella hiera el transitorio dogma? Debieran recordar los líderes cristianos a Jesucristo cuando señaló: 

 

Y conoceréis la Verdad, y la Verdad os hará libres
Juan 8:32


Sherman puso el dedo en la llaga, dolorosa actual llaga para dogmas discriminatorios sin divino sustento, dogmas humanos que por variados intereses olvidan la real misión de Jesucristo, junto con los fundamentos de su retorno en Gloria y Majestad... y conviene al respecto recordar lo que en algunos escritos bajo los títulos Reencarnación (I; II; III) destaqué:
 

Es útil y necesario recordar la Enseñanza de los primeros padres de la Iglesia, Enseñanza anulada por la interesada opinión política de dos Emperadores romanos, Constantino y Justiniano I.

 

Justino Mártir 
(100 – 165) 

El alma vive más de una vez en un cuerpo humano, pero no puede recordar sus experiencias anteriores.
 

San Clemente de Alejandría 
(150 - 220) 

Antes de la creación del mundo preexistíamos en el ojo de Dios, nosotros criaturas racionales del Verbo de Dios, a causa de lo cual nos remontamos hasta el principio; pues el principio era el Verbo. No puse por escrito todo lo que pienso pues hay un cristianismo esotérico que no es para toda la gente. Los misterios de la Fe no son para ser divulgados a todos. Es necesario ocultar en un Misterio la Sabiduría hablada.
 

Orígenes de Alejandría 
(185 – 254) 

            Todos los seres existieron como mente pura en un nivel ideacional o de pensamiento. Los seres humanos, los ángeles y los cuerpos celestiales carecían de existencia encarnada y sus propios seres eran sólo ideas. La preexistencia del alma es inmaterial y por tanto sin principio ni fin de su existencia. Las predicciones de los evangelios no pueden haberse hecho con la intención de una interpretación literal. Hay un progreso constante hacia la perfección, siendo nosotros primero como vasos de barro, de madera, luego de vidrio, luego de plata, para finalizar como cálices de oro. Todos los espíritus fueron creados sin culpa y todos han de regresar, por fin, a su perfección original. 
            La educación de las almas continúa en mundos sucesivos. Hay innumerables mundos que se siguen unos a otros durante eras eternas. El alma frecuentemente encarna y experimenta la muerte. ¿No será más conforme a la razón, que cada alma por ciertas razones misteriosas es introducida en un cuerpo, de acuerdo con sus méritos y acciones anteriores? 
            Se llama alma por haberse enfriado en el ardor del fuego divino, pero sin perder por ello la facultad de volver al estado de fervor en el que se hallaba al principio... parece deducirse que el intelecto o espíritu habiendo caído de su primer rango vino a hacerse y llamarse psique, y, si se corrige, vuelve a ser espíritu. Al morir el cuerpo, las psiques pueden ir al Paraíso terrenal, que es una especie de antesala preparatoria de los Cielos superiores; las almas o psiques que no han despertado a su origen divino pueden tomar de nuevo un "cuerpo". 
           Existe la preexistencia de las almas. El alma es inmaterial, y por lo tanto no hay ni principio ni fin de su existencia. Las predicciones de los Evangelios no pueden haberse hecho con la intención de una interpretación literal. Hay un progreso constante hacia la perfección, siendo nosotros primero como vasos de barro, luego de vidrio, luego de plata, para finalizar como cálices de oro. Todos los espíritus fueron creados sin culpa, y todos han de regresar, por fin, a su perfección original. La educación de las almas continúa en mundos sucesivos. Hay innumerables mundos que se siguen unos a otros durante eras eternas. ¿No será más conforme a la razón, que cada alma por ciertas razones misteriosas es introducida en un cuerpo, de acuerdo con sus méritos y acciones anteriores?
 

Porfirio 
(232 - 304) 

Las "reencarnaciones" de los seres humanos sólo pueden tener lugar nuevamente como hombres.

Gregorio de Niza 
(331 - 395) 

Para el alma es una necesidad natural purificarse paulatinamente a través de múltiples vidas.
 

San Jerónimo 
(342 - 420) 

Ten cuidado, hermano mío, con el camino que sigas en la Santa Escritura. Todo cuanto leemos en la Palabra Santa es luminoso e irradia también exteriormente, pero la parte interior es aún más dulce. El que quiera comer la almendra debe romper la cáscara.
 

San Agustín 
(354 - 430): 

En las obras y los milagros de nuestro Salvador hay misterios ocultos que no se pueden interpretar imprudentemente y según la letra, sin que caigamos en el error y aceptemos graves faltas. ¿No habré llevado ya otra vida en otro cuerpo antes de que entrase en el vientre de mi madre?
 

Sinesio 
(370 – 430) 

Padre, concede que mi alma, estando en la Luz ya no sea sumergida en la ilusión engañosa de la Tierra. El alma que no regresó pronto a la región celestial de donde fue mandada a la tierra, tiene que pasar por muchas vidas recorriendo el mundo.

Segundo Concilio de Constantinopla 
5 de mayo - 2 de junio de 553

El paso del tiempo hace olvidar lo oculto a los seguidores de quienes lo ocultaron y se olvida la Enseñanza o el sentido de la misma. Todavía hay grupos cuya máxima es: No todo es comunicable y existe el derecho a mantener en secreto ciertas enseñanzas no adecuadas al conocimiento popular. Ignoro si bajo esta óptica actuó el Segundo Concilio de Constantinopla, no presidido por un Papa como debe ser, sino por un laico Emperador de Oriente, Justiniano I, que lo habría manipulado. El año 553 el Concilio presidido por el Emperador, hizo que se declarara herética la enseñanza de Orígenes en especial, y otros padres de la Iglesia en general, todos ellos reencarnacionistas. Lo que molestó el año 325 a Constantino e irritaba a Justiniano I. Quince postulados origenistas fueron condenados sinodalmente, entre ellos están: La preexistencia de las almas; la reencarnación; la eternidad de la creación; el pecado original; la procedencia del Hijo; la liberación final de todos los pecadores del infierno... En aquel Concilio se promulgó una ley que decía:

Todo aquél que sostenga la mítica idea de la preexistencia del alma y la maravillosa opinión de su regreso será anatemizado. Si alguien dice, o piensa, que las almas de los hombres preexisten y que han sido anteriormente espíritus y virtudes (potencias santas, y que han obtenido hartura de la contemplación divina; que se han pervertido y que en consecuencia el amor de Dios se ha enfriado en ellos, a causa de lo que se les ha llamado almas (soplos), y que han sido enviadas en cuerpos como castigo: que sea declarado anatema.
 
Henry Leo Bolduc
Las alusiones bíblicas a la reencarnación fueron retiradas del texto el año 325 por orden del emperador Constantino, lo que se confirmó en el Concilio de Constantinopla del año 553.

Dr. J. M. De la Villa Merchán

Cuando, finalmente, en el siglo IV el poder político claudica ante el cristianismo con aquella historia de los sueños de Constantino, lo hace con determinadas condiciones. El emperador convirtió al cristianismo en la religión oficial del Imperio Romano pero no sin suprimir las referencias del Nuevo Testamento a la reencarnación. Esa doctrina, defendida hasta entonces por diferentes padres de la Iglesia, entrañaba una seria amenaza ya que si los ciudadanos no temían morir, al poder mejorar en otras vidas, serían menos fácilmente obedientes a las leyes y ordenes del emperador. 
Cuando, finalmente, en el siglo VI la Iglesia claudica ante el poder el II Concilio de Constantinopla, aceptando los planteamientos de Constantino, declara herejía la creencia en la reencarnación, pensando seguramente que si los cristianos tenían demasiado tiempo, vida tras vida, para alcanzar la salvación, no se apresurarían a obedecer a una institución que gozaba día tras día de más y más poder.
Levi H. Dowling
Sólo fue a partir del año 543, en el IV Concilio de Constantinopla, que la Iglesia condenó la Ley de la Reencarnación por una errónea traducción e interpretación de un texto tal como en los primeros siglos del cristianismo se conocían. Es decir que, 500 años después de la muerte de Jesús, personas que -quizás honestamente- creyeron interpretarle, decidieron que la idea de la reencarnación -la cual forma parte de muchas otras religiones- debía ser borrada de la Biblia "oficial".

Paulo E. F. López Meza

Constantino, el emperador Romano, quien gobernaba sobre lo que hoy se conoce como Francia y Gran Bretaña estaba en guerra con su cuñado Magencio, de Italia. Según informes del propio emperador, en el camino hacia la batalla tuvo una visión, apareció una cruz en el cielo con la siguiente Inscripción  IN HOC SIGNO VINCES, "bajo este signo vencerás". Después de su victoria Constantino hizo de la cruz el estandarte de sus ejércitos. Posteriormente, cuando el cristianismo llegó a ser la religión estatal del Imperio Romano, la cruz se convirtió en el símbolo de la iglesia católica. Constantino  no era un emperador ario, aunque era adorador entusiasta del Dios Solar. El Monarca Romano incluso dedicó el primer día de la semana, el domingo, llamado originalmente Dies Solis, "Sun day" o día del dios solar SOL a su adoración, sin embargo su fragmentado imperio estaba siendo corrompido en su base, las legiones, tradicionalmente seguidoras del culto a Mithra y por tanto ario ? solares, estaban influenciándose por el cristianismo, Constantino aprovechó esta condición para someter y unir a sus huestes, ya no bajo el concepto guerrero de Mithra, sino con la sumisión y redención del pecado cristiano, la culpa y obediencia, el mismo Constantino era preso de un sentimiento de culpa, era el responsable del asesinato de su esposa y su hijo, un recuerdo que le acompañó siempre, la religiones paganas no lo perdonaron por ese crimen, por lo Que busco El consuelo de la única religión que si lo perdonaba, el cristianismo, lo cual se acomodaba perfectamente además, a sus intenciones políticas. Esto es fácilmente corroborado reconociendo la habilidad política de Constantino, el poder estaba en la milicia, las legiones eran la base del Imperio Romano, instauraban y derrocaban emperadores según su conveniencia. Respecto a la visión de Constantino, así como el tipo de cruz que se supone vio en los cielos nunca estuvo clara. el otro símbolo, la inscripción  que apareció a través de un sueño, y que según su propia descripción correspondería  a las primeras letras del nombre cristo, Ji-Rho, cristos en griego o  Xristos ? Wotánico / Thor ? Hijo ? Resurrecto, la denominada cruz de Chi apareció formalmente algunos siglos después, tergiversándose nuevamente su significado pues en los caracteres rúnicos significaría "Thor- el hijo ? resurrecto", la esperanza de la era de la restauración, de Shiva, la derrota de Kaly, la vuelta de la virilidad sobre la feminidad. Constantino, a pesar de reconocer este significado Rúnico.- Druídico- Pagano, rechazó la religión de los druidas como su fe, buscaba la absolución personal que solo el Cristianismo le había ofrecido,  sin embargo continuó con sus ceremoniales paganos ario solares a pesar de adoptar la fe cristiana como oficial del imperio, hasta se hizo bautizar en su lecho de muerte sin abandonar su creencia ario solar, La del culto al dios del cordero.
Mario Mesa Saldarriaga
El temor que existe con la regresión a vidas pasadas se debe no solo al desconocimiento de sus prácticas y   beneficios sino al interés de la iglesia que ha sido más político que religioso. El emperador Constantino había borrado del nuevo testamento referencias a la reencarnación cuando el cristianismo se convirtió en la religión oficial del imperio romano. Constantino pensaba que si el pueblo tenía más oportunidades a través de las diferentes vidas, su imperio y todo lo que él representaba, se le podía venir al suelo como un castillo de arena.
Osthagen
La doctrina de la reencarnación fue hecho aceptado en la comprensión de los dirigentes de las comunidades cristianas de los primeros tiempos. En el año 540 esto cambió rotundamente. Durante el Concilio de Constantinopla, convocado y dirigido por el emperador Justiniano, en el año 538, la doctrina fue rechazada por exigencia del emperador. Justiniano dominaba la Iglesia y llegó a encarcelar al papa. En el año 543 el papa Virgilio -probablemente por coerción- confirma la excomunión contra Orígenes, que había sido un defensor de esta doctrina. Justiniano, por su parte, se sometió a la presión de las poderosas órdenes monásticas considerándolo necesario para sus afanes políticos. A pesar de estas medidas, en las cuales no se daba valor a la verdad, se conocía la doctrina hasta bien entrada la Edad Media.
Guillermo Antonio Pérez Leiva 
Managua, Nicaragua
Cuando el emperador Constantino declara al cristianismo como religión oficial de Roma trescientos años después de Jesucristo, fusiona a la Iglesia con el Estado y la convierte en un instrumento del poder político y desde entonces hasta nuestros días, con algunas excepciones, el poder y la riqueza mantienen desvirtuada la palabra de Dios. Satisfecho el Estado, permite a la Iglesia dejar de pagar impuestos. 
        Trescientos años más tarde, en el Segundo Concilio de Constantinopla, se consolida el "pacto" con el poder político y se proclama a la Iglesia como la única puerta para entrar al cielo. Se suprime del cristianismo la idea de la reencarnación por herética y con el objeto de monopolizar el poder divino en la tierra se desaloja a Dios de su principal templo: el corazón humano, para situarlo en regiones celestiales inaccesibles al común de los mortales si no es con el visto bueno de la iglesia o del poder político.
Daniel Sapia
Cuando el emperador Constantino supuestamente se convirtió en cristiano en el año 313 d. C. (en realidad, fue una astuta maniobra política), le dio libertad a los cristianos, así como también categoría oficial a la iglesia cristiana en colaboración con el paganismo. Puesto que ahora era un cuerpo religioso reconocido en el imperio, Constantino, como emperador, tenía que ser reconocido como su cabeza de facto. Como tal, convocó el primer concilio ecuménico, el Concilio de Nicea, en el año 325. Mientras gobernaba la iglesia cristiana, Constantino continuó encabezando el sacerdocio pagano, oficiando en las celebraciones paganas, y donando templos paganos, aún después que comenzó a edificar iglesias cristianas. Como cabeza del sacerdocio pagano, Constantino era el PONTIFEX MAXIMUS (PONT MAX), y necesitaba un título similar como cabeza de la iglesia cristiana. Los cristianos lo honraron como "Obispo de Obispos", mientras Constantino se llamaba a sí mismo "Vicarius Christi", Vicario de Cristo. Sin embargo, esta frase en latín, si es traducida al griego, literalmente significa Anticristo. Constantino era el prototipo del Anticristo profetizado en la Escritura, y quien todavía tiene que venir.
Dr. Brian Weiss
El emperador Constantino había borrado del Nuevo Testamento antiguas referencias a la reencarnación, cuando el cristianismo se convirtió en religión oficial del Imperio Romano. Al parecer, el emperador consideró que el concepto de la reencarnación amenazaba la estabilidad del imperio. Si los ciudadanos creían que tendrían otra oportunidad de vivir, podían mostrase menos obedientes y respetuosos de la ley que quienes creían en un único Día del Juicio para todos. En el siglo VI, el Segundo Concilio de Constantinopla respaldó el acto de Constantino declarando oficialmente que la reencarnación es una herejía. Como Constantino, la Iglesia temía que la idea de vidas anteriores debilitara y socavara su creciente poder, brindando a los seguidores demasiado tiempo para buscar la salvación. Estaban de acuerdo en que era necesario el látigo del Juicio Final para asegurar las actitudes y la conducta correctas.

Cuando, finalmente, en el siglo IV el poder político claudica ante el cristianismo con aquella historia de los sueños de Constantino, lo hace con determinadas condiciones. El emperador convirtió al cristianismo en la religión oficial del Imperio Romano pero no sin suprimir las referencias del Nuevo Testamento a la reencarnación. Esa doctrina, defendida hasta entonces por diferentes padres de la Iglesia, entrañaba una seria amenaza ya que si los ciudadanos no temían morir, al poder mejorar en otras vidas, serían menos fácilmente obedientes a las leyes y ordenes del emperador.

Cuando, finalmente, en el siglo VI la Iglesia claudica ante el poder el II Concilio de Constantinopla, aceptando los planteamientos de Constantino, declara herejía la creencia en la reencarnación, pensando seguramente que si los cristianos tenían demasiado tiempo, vida tras vida, para alcanzar la salvación, no se apresurarían a obedecer a una institución que gozaba día tras día de más y más poder.
 

 

En este instante mientras me deleito con Soliloquio XIX y lo que en él va quedando, recuerdo que la primera vez que supe, hace años ya, sobre la mala traducción de una frase en arameo dejada en el Nuevo Testamento, entendí que esa mala traducción no había sido por ignorancia o accidental, sino que obedecía a una ADVERTENCIA. ¿Cómo saber qué se nos quería advertir? Se nos quería advertir de la manipulación imperial de parte del Sagrado Texto. Veamos algo que en Reencarnación III dejé escrito:
 

Me parece ver, hace 1.650 años al humilde monje o sacerdote, un anónimo "corrector" secreto de lo traducido por Jerónimo. Está molesto, preocupado y asustado por tener que acatar la orden "superior" de eliminar ciertos molestos párrafos neotestamentarios que afectan al Emperador Constantino, párrafos que entre otras razones daban la razón a la Reencarnación que Jesucristo no rechazó pudiendo hacerlo, y los primeros Padres de la Iglesia aceptaron sabiendo que era un conocimiento del plano oculto de la Enseñanza dejada por Jesucristo. Este sacerdote deja entonces una clave para nuestra era: Pone una frase en arameo, el idioma sirio-caldeo que habló Jesucristo, le agrega a continuación una INCORRECTA traducción, lo hace a propósito con la secreta esperanza que los futuros se darían cuenta y buscarían la Verdad de los textos originales que ya habían desaparecido. ¿Qué puso?:
Elí, Elí, lama sabactani. Esto es: Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado? 
Mateo 27: 46, a sabiendas que debía decir: Dios mío, Dios mío, para este propósito fui destinado. 
Quedó una primitiva traducción del lejano Oriente y en ella, la única versión conocida, se destaca esta traducción: 
Dios mío, Dios mío, para este propósito fui reservado.
Señores cristianos, era IMPOSIBLE que en la cruz, poco antes de morir Jesucristo mostrara debilidad como lo sugiere traducir: ¿Por qué me has desamparado? Era absurdo que tras un grito de victoria a gran voz, como lo es "Elí, Elí" viniera la plañidera frase que Jesucristo jamás expresó. Así lo entendieron a finales del siglo XX eruditos estudiosos de la Biblia e investigaron. La primera sorpresa fue la de encontrar esa versión primitiva de Oriente y luego demostrar la VERDAD: Jesucristo antes de morir dio al mundo Su Grito de Victoria:

Elí, Elí. Lama sabactani
Dios mío, Dios mío, para este propósito fui destinado
Mateo 27:46

Preguntas:

Después de 30 años o más de ser demostrado esta realidad lingüística que demuestra una involuntaria o pensada mala traducción: ¿Por qué el silencio oficial de todas las iglesias cristianas? ¿Por qué no ha salido una versión corregida en Mateo 27: 46?
En un mundo con 7.000 millones de habitantes da pena y lástima contemplar una minoría de "escogidos" -¿Por quién?- que, en el nombre de Dios, condenan al fuego eterno y descalifican a los más de 6.000 millones de Hijos de Dios restante, y lo hacen, en el nombre de Dios, por no pensar como ellos ni aceptar sus añejas interpretaciones de la palabra escrita que, el tiempo ha demostrado, en varios sentidos no era la correcta o adecuada.

 

J. Stafford Wright en su libro "La Mente y lo desconocido" manifiesta:
Los libros de la Biblia abarcan muchos siglos. En ellos la revelación es progresiva, en el sentido de que todos los aspectos de la verdad no se nos revelaron de una vez, sino que nos fueron siendo revelados de una edad en otra, y de un escritor a otro... Si bien la terminología empleada por un escritor en determinada época no es siempre igual a la terminología de otra. Nos veremos en gran dificultad si insistimos en interpretar siempre una palabra precisamente de la misma manera.
James Reid al escribir su libro "DIOS el átomo y el Universo." señala:
El que el hombre siempre haya pensado que la Biblia quiere decir cierta cosa acerca del universo no quiere decir que esto sea lo que en realidad la Biblia dice... Con frecuencia el hombre ha complicado las cosas al insistir en la interpretación de la Biblia solamente a la luz de sus limitados conocimientos y luego al aferrarse con tenacidad a su malentendido... Tal como las realidades de la física atómica cambiaron la ciencia, la era espacial atómica va a exigir una interpretación de la Palabra de DIOS más dinámica y factual.
Fue en el Primer Congreso Mundial de las Religiones de Chicago, septiembre de 1893, cuando swami Vivekananda deslumbró al mundo. Allí a los escogidos en el dogma les dijo:
La santidad, la pureza y la caridad no son la posesión exclusiva de ninguna Iglesia del mundo, y cada sistema ha producido hombres y mujeres del más elevado orden. Si alguien sueña con la exclusiva supervivencia de su religión y la destrucción de las otras, le compadezco desde el fondo de mi corazón.
Juan finaliza su evangelio señalando:
Muchas otras cosas hizo Jesús, que, si se escribiesen una por una, creo que este mundo no podría contener los libros.
Radiante emerge la figura del sacerdote chileno jesuita Manuel Lacunza, desde su exilio en Roma hace 200 años diciéndonos:

 

No se puede negar que muchas cosas se leen en la Escritura, que tomadas, según la letra, y aun estudiando prolijamente todo su contexto, no se entienden. Los antiguos es innegable, que no entendieron muchas cosas que ahora entendemos nosotros, y los venideros entenderán muchas otras, que nos parecen ahora ininteligibles; porque al fin no se escribieron sino para algún fin determinado, y este fin no pudiera conseguirse, si siempre quedasen ocultas. Ocultas estaban, y lo hubieran estado toda la eternidad sin escribirse, ni habría para que usar esta diligencia inútil e indigna de Dios.
No busques fuera lo que tienes dentro, la Verdad nació contigo, te acompaña desde que eres, intenta recordarla no por lo que otros piensan... ¿Por qué amigo crees tú que Juan finalizó así su Evangelio? Piénsalo y discierne ya por ti mismo. Puedes hacerlo... ¿Por qué no lo intentas?


Sin embargo era necesario para nuestro desarrollo occidental que el concepto reencarnación no se aceptara por simple fe al estar escrito en un libro considerado sagrado. Esa enseñanza de Jesucristo correspondía al nivel oculto, los de afuera se quedaron con las parábolas para no ver ni entender, hasta que en futura vida lograran entender y ver. Los de adentro conocieron la Enseñanza sobre el Reino que Jesucristo les entregó y ese conocimiento no quedó escrito. Hoy, de manera natural muchos y así lo demuestran las encuestas de opinión, aceptan la Reencarnación porque así les nace por evolución... Esa fue la real razón que se aceptara la mediocre e interesada razón de Constantino, para eliminar toda referencia que los evangelistas seleccionados dejaron en sus textos y, esa es la razón por la cual los originales de esos textos misteriosamente "desaparecieron" muy bien guardados en cierto lugar oculto de una cripta bajo tierra...

Cada uno, en LIBERTAD, en pleno uso del Libre Albedrío, pensando por sí mismo y no por ajenas opiniones, debe sacar sus personales conclusiones, no para perder la FE sino para fundamentar mejor la FE y la ESPERANZA sobre el Enviado, La Luz que retorna y nos liberará mediante la humana transfiguración que cada uno tendrá según sea el personal grado evolutivo, y nos permitirá ver nuevos cielos y nueva tierra... Pues es la energía cósmica de la Luz que retorna la que inducirá nuestra transmutación mental, cerebral, celular, molecular, atómica y de cada partícula constitutiva de nuestra mente y nuestro cuerpo, en donde, bruscamente con un cerebro más desarrollado, es decir si el desarrollo era del 10% pasará al 20% y, con una mente sutilizada expresada en un 20%, dioses seremos para seres evolucionando en mundos similares a este... Ese es el Despertar, ese es el Cambio, esa es la Liberación que nos aguarda, y al parecer lo será pronto... para una Tierra que en tercera dimensión se vería desolada, vacía y despoblada... mientras el género humano inicia un nuevo ciclo más allá de las estrellas en algún mundo, morada o escuela de la cuarta dimensión preparándonos para actuar acorde con los Propósitos del Plan Divino para orientar a seres evolucionando como humanos en algún mundo de tercera dimensión, tal como Ellos, los venidos desde más allá de las estrellas nos orientaron a nosotros...

 

-III-
Sobre el Despertar mental Sherman reforzó estos conceptos:

 

* La Energía Creadora solo puede ayudar a materializar en lo externo lo que se ha edificado para sí en el mundo interno, allí reside el poder de la Visualización. En el mundo mental las cosas semejantes atraen lo semejante. Si uno puede dibujar una condición saludable del cuerpo, lo suficientemente clara y fuerte, se puede materialmente ayudar a la recuperación de muchas enfermedades.

* El pensamiento es el único poder básico del universo: todos los otros poderes emanan de él. 

* Eres lo que piensas, piensas lo que eres y nadie podrá cambiarte si tu no deseas cambiar.

* El arte del autoanálisis es para quienes desean mejorar las relaciones con los demás junto a lograr una mente sana y un futuro amplio y sin limitaciones. Para ello tenemos que darnos cuenta que somos exactamente la imagen que hemos concebido de nosotros mismos. El éxito y la felicidad dependen absolutamente de lo que uno concibe para sí mismo en la vida. El cambio comienza con nosotros mismos.

* Tienes la facultad para crear tu propio mundo por la naturaleza de tus pensamientos y tus sentimientos. La única fuente auténtica que tiene el poder infalible y seguro para guiarte y protegerte todo el tiempo, está contenida dentro de tu propia mente. Cada pensamiento tiene un impacto sobre el Yo auténtico, tenemos que ejercer la voluntad, con la determinación de ser una persona mejor. ¡Tú eres el único que puede hacerlo! Si fracasas, sólo puedes culparte a ti mismo.

* Examina tus defectos y debilidades para descubrir lo equivocado de las imágenes de ti mismo, comprende que eres lo que exactamente has imaginado ser y que tu actual condición de vida continuará a menos que des los pasos para alcanzar una vida mejor. Sustituye en el espejo de la mente las imágenes antiguas por nuevas imágenes positivas de éxito.

* Una imagen vale por mil palabras, un hombre es como piensa y siente. Los pensamientos son cosas, son formas de energía creadora que provocan sentimientos. Cualquier cosa que se anhele o se tema, una vez imaginada en la mente, se intenta materializar en la vida externa. Todo viene de lo invisible a lo visible. Mientras más intenso es el sentimiento que hay tras la imagen, más tiende a reproducirse en algún momento futuro. Hay que imaginarse actuando y pensando correctamente, repetir esas imágenes positivas una y otra vez, pues en el reino de la mente atrae lo similar.

* Nunca juzgues a una persona por su apariencia externa, lo que cuenta es lo que está adentro.

* El autocontrol mental y de las emociones es la única vía segura a la expansión de la mente, a lograr el autodescubrimiento y permitir mejor la manifestación del alma.

* Las cinco imágenes más perjudiciales son: El miedo; la inseguridad; la inferioridad; la incapacidad y la dependencia. Toda imagen mental, basada o no en hechos reales, una vez aceptada por la mente (subconsciente), parece totalmente real. Un temor se convierte en un imán mental que atrae otros temores a los cuales adherirse. El sentimiento genera la fuerza tras el pensamiento. Somos motivados e influídos por imágenes mentales que hemos formado y estamos creando constantemente. El poder de las imágenes mentales es real, conocer esto nos permite tener más cuidado respecto a la naturaleza de nuestros pensamientos y a cómo y a quién estamos proyectándolos. Al cambiar positivamente la actitud mental, cambia el funcionamiento del poder creador interno, de negativo a positivo.

* Al adquirir esta nueva imagen de sí mismo se descubre que se ha ganado un dominio cada vez mayor de los sentimientos y una habilidad para influir en el poder creador interno, para atraer solamente cosas buenas. Una vez que se decide ser mejor hay que tener el valor y la fe para perseverar en la decisión hasta que se triunfe.

* El hombre es un ser imperfecto que en la vida se esfuerza por alcanzar la perfección aprendiendo a través de la experiencia humana. Si estás dispuesto a aceptar la prueba de cambiar y eliminar las imágenes mentales que deben ser cambiadas, tu futuro está lleno de nuevas promesas hasta ahora imposibles.

* Si la mayoría de los hombres alcanzara un estado de desarrollo que los hiciera reconocer la presencia de Dios dentro de ellos, la PAZ llegaría instantáneamente al mundo, pues el hombre crea mentalmente en el mundo que vive y puede el hombre encontrar a Dios por sí mismo en el reino de la propia mente.

* La larga noche de la ignorancia y superstición ya casi ha terminado, vivimos un tiempo en el que existen ilimitadas oportunidades para lograr el verdadero conocimiento de uno mismo y la sincronización consciente con la CONSCIENCIA DE DIOS... No estés satisfecho con lo que tienes, existen mejores logros delante de ti... 

* Mientras más dependas de fuerzas externas a ti, más estarás dominado por ellas.

* Algunos de los genios más grandes del mundo fueron hombres y mujeres que se educaron a sí mismos. Visualizaron el éxito por ellos mismos; vencieron por sí mismos todas las desventajas. Primero ganaron las alturas a través de la ejecución y conocimiento de sus fuerzas interiores y de cuándo y cómo atraerlas hacia ellos.
 
 
Fuente: http://mundomejorchile.com/
 
Visto 1937 veces